fbpx

Actividad física en espacios reducidos

Afortunadamente para muchos, está comprobado que es posible ejercitarse y mantener un estilo de vida saludable sin salir del hogar (o incluso, desde la habitación).

 

Actividad física en espacios reducidos

Ejercitar en la casa es una cuestión de actitud

A continuación, te mostramos una pequeña rutina de ejercicios que puedes hacer en un espacio reducido y que te permitirán comenzar el día lleno(a) de energía.

Estiramiento o precalentamiento
 
Estiramiento

La elongación o estiramiento es esencial para comenzar a elevar la temperatura de los músculos y activar las articulaciones con el fin de evitar lesiones. Debes estirar la espalda, cuello, rodillas, tobillos, hombros y comenzar a ser consciente de tu respiración.

Tomate entre 5 y 10 minutos para este paso.

 

sentadillas

 

Sentadillas

Trabaja directamente los músculos del muslo, músculos de la cadera y glúteos, y fortalece los huesos, ligamentos y tendones de piernas y caderas.

También puedes realizar esta posición de “sentadilla” con la espalda apoyada en la pared y un ángulo de 90 grados con las piernas y mantener. Repite aumentando los segundos según tu capacidad de resistencia.

Tomate entre 5 a 10 minutos para este paso. Toma descansos e hidrátate.

 

flexiones o planchas
 
 Flexiones (y/o planchas)
Las flexiones con los brazos se emplean, a menudo, como complemento para fortalecer el torso o la parte superior del cuerpo. Te recomendamos hacer entre 10 y 12 repeticiones, por 4 series.

No olvides hidratarte.

 

Saltar la cuerda
 
Saltar la cuerda

Al igual que en los tiempos del colegio, te invitamos a saltar la cuerda ya que es un ejercicio aeróbico que “obliga” al cuerpo a emplear energía mediante el circuito de la oxidación de carbohidratos y grasas, es decir, a través del consumo de oxígeno para emprenderlos o simplemente sostenerlos en el tiempo.

Tomate de 5 a 10 minutos para este paso. Toma descansos e Hidrátate.

 

elongaciones
 
Volver a estirar

Para finalizar, es necesario realizar series de estiramiento para recuperar la elasticidad muscular y calmar la respiración. Esto evitará posibles lesiones como contracturas, desgarros o dolores locales.

Tomate entre 4 a 6 minutos para finalizar.